X
Uso de Cookies
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Esther Wojcicki: “La mayoría de la gente no sabe reconocer una noticia falsa”

La directiva de Creative Commons defiende la educación creativa y crítica por encima del modelo tradicional

Esther Wojcicki - De Joi Ito -  Creative Commons
Esther Wojcicki - De Joi Ito - Creative Commons

Esther Wojcicki - De Joi Ito - Creative Commons

REVISTA DE PRENSA • 14/07/2017

A Esther Wojcicki (Nueva York, 1941) la llaman la abuela de Silicon Valley no solo por ser la madre de la directora ejecutiva de YouTube y de una de las fundadoras de 23andMe, sino también por el conocimiento que ha aportado a la industria tecnológica de Palo Alto. La periodista y directiva de Creative Commons -la web de contenido para uso libre- puede sonreír con amabilidad mientra suelta verdades incómodas. En el tiempo de las noticias falsas y la posverdad, Wojcicki está convencida de que lo único que podrá mejorar el futuro es la educación. Pero no aquella de las aulas bajo exámenes predecibles, sino la que deja que los estudiantes sean creativos y descubran por sí mismos los caminos hacia la innovación.

“Si piensan en su propia educación, ustedes recuerdan cosas que hicieron y no lo que memorizaron. La memorización es inútil, lo que necesitamos es aprender a aprender”, dice frente a la audiencia del Campus Party México. Wojcicki enseña con el ejemplo en un instituto de Palo Alto donde imparte periodismo a través de nuevas herramientas tecnológicas. Los estudiantes emprenden los proyectos que les apetecen y aún cuando no pretendan dedicarse al periodismo, señala Wojcicki, los jóvenes desarrollan capacidades que les pueden ser útiles en la vida como resiliencia, liderazgo, emprendedurismo y tolerancia.

Este tipo de educación, señala, también puede servir para aprender a surfear en un mundo saturado de información. “La mayoría de la gente no sabe reconocer una noticia falsa de una real. No entienden lo que es una fuente de información y que aquellos a los que citas en una historia son lo más importante”, asegura. Así que ha emprendido un proyecto con el Newseum, de Washington DC, para enseñar a la gente a encontrar la diferencia. A la periodista le preocupa que incluso en una misma historia en la prensa pueden encontrarse contenidos que no son 100% verídicos o que sea el mismo gobierno el responsable de la difusión de las noticias falsas. “Algunos políticos y servidores públicos difunden noticias falsas porque no saben hacer algo mejor. Al final todo está en la educación”, defiende.

Para el futuro, sostiene, será indispensable que la gente aprenda a pensar rápido, a colaborar con otros y a ser creativos y críticos. Herramientas como Creative Commons serán indispensables para difundir ese estilo de educación, donde también se aprende la diferencia entre contenidos libres y aquellos con derechos. “Necesitamos aprender a aprender en línea”, apunta. Wojcicki observa en el pensamiento crítico a la clave del futuro. El presente de la educación la ha alentado a trabajar para cambiar el paradigma de la educación. Un par de datos la ha marcado: dos semanas después de un examen, los estudiantes solo recuerdan el 32% de la información; un año después pueden, si acaso, recordar el 5%.


Autora: Sonia Corona, publicado por elpais.com el 9 de julio de 2017



Búsqueda por fechas
hasta

NOTICIAS MÁS LEIDAS
Noticia
Las mentes matemáticas mueven el mundo
REVISTA DE PRENSA • 21/01/2019
En la era de los algoritmos, la supercomputación y el big data, las matemáticas se han convertido en una de las disciplinas más prestigiosas y demandadas. En la Universidad, la carrera vive un auge sin precedentes y sus alumnos se han vuelto clave en todo tipo de sectores. Se les requiere en finanzas, en biomedicina, en la industria petrolífera. Este es un viaje desde las aulas hasta las salas de mercado de la banca de inversión para comprender cómo las conjeturas y teoremas están transformando el planeta. María Pe Pereira entra en el aula y comienza a escribir una demostración en la pizarra. “Un corolario del teorema de Cauchy para grupos abelianos”, recuerda a los alumnos. Pe Pereira tiene 37 años. Viste camiseta y vaqueros. Es burgalesa. A los 17 ya había sido medalla de oro en la Olimpiada Matemática Española. A los 30 resolvió junto a Javier Fernández de Bobadilla una conjetura planteada por el célebre matemático John Nash.
Noticia
¿Cuál es el gran poder de las matemáticas?
REVISTA DE PRENSA • 15/02/2019
¿Las matemáticas pueden ser divertidas? ¿Cómo pueden ayudarnos en nuestro día a día? En definitiva, ¿cuál es el poder que nos da las matemáticas? Nadie mejor que Adrián Paenza para responder a estas preguntas. Doctor en matemáticas y profesor en la Universidad de Buenos Aires durante más de 20 años, Paenza está considerado como uno de los grandes divulgadores matemáticos del mundo, recibiendo, entre otros, el prestigioso premio Leelavati en 2014 otorgado por la Unión Matemática Internacional, por su contribución y labor divulgativa. Su pasión por ciencia, la política y el deporte le llevó, a compaginar su faceta como matemático con el periodismo. Profesión que ha desarrollado con éxito durante más de cuarenta años en los grandes medios argentinos de prensa, radio y televisión en la que destacaron los populares programas: Científicos Industria Argentina y especialmente Alterados por Pi, programa que se mantuvo en antena durante más de diez años.