X
Uso de Cookies
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Íñigo Méndez de Vigo impone, a título póstumo, la Gran Cruz de Alfonso X el Sabio a Abel Martínez, fallecido a manos de uno de sus alumnos el pasado mes de abril en Barcelona

El ministro de Educación pide colaboración a las familias para transmitir a los hijos los valores imprescindibles en la sociedad actual

Respecto a la tarea del profesorado, Méndez de Vigo dijo que “debemos ponerla en valor, entre otras cosas, hablando de autoridad del profesor, del maestro o del docente”

Momento en el que Lorenzo y María Pilar, padres de Abel Martínez, reciben de manos del ministro de Educación la Gran Cruz de la Orden de Alfonso X el Sabio con la que se rinde un público reconocimiento al docente fallecido
Momento en el que Lorenzo y María Pilar, padres de Abel Martínez, reciben de manos del ministro de Educación la Gran Cruz de la Orden de Alfonso X el Sabio con la que se rinde un público reconocimiento al docente fallecido

Momento en el que Lorenzo y María Pilar, padres de Abel Martínez, reciben de manos del ministro de Educación la Gran Cruz de la Orden de Alfonso X el Sabio con la que se rinde un público reconocimiento al docente fallecido

EDUCACIÓN • 21/07/2015

El ministro de Educación, Cultura y Deporte, Íñigo Méndez de Vigo, ha presidido ayer en Lérida el acto de entrega de la Gran Cruz de la Orden de Alfonso X el Sabio a la familia del profesor Abel Martínez. En el acto han estado presentes también el Secretario de Estado de Educación, Formación Profesional y Universidades, Marcial Marín, y la Subdelegada del Gobierno en Lérida, Inma Manso.

La condecoración ha sido recogida por los padres del profesor Abel Martínez –Lorenzo y María Pilar- a quienes el ministro les ha dicho que “pocas veces siente uno más orgullo que cuando un hijo recibe un reconocimiento público”.

En su discurso, Méndez de Vigo ha destacado “el carácter, la actitud, la valentía y la entrega” de Abel Martínez, “quien llevó su vocación y su ejemplaridad a la máxima expresión, y quien nos honró a todos al demostrarnos su generosidad”. “Esta orden fue creada para que los poderes públicos reconocieran a los ciudadanos sus comportamientos cívicos y ejemplares hacia España. Y por eso hemos venido hoy a Lleida: a recordar a Abel como se merece, a reconocer su comportamiento valiente, su entrega docente, su profesionalidad y su compañerismo”.

El ministro de Educación, Cultura y Deporte ha asegurado que “en unas circunstancias en las que se mezclan una muerte trágica e injusta”, el Gobierno ha querido ofrecer “un testimonio de gratitud y homenaje a este profesor reconociendo sus méritos y los servicios prestados a la sociedad, y especialmente, a la comunidad educativa”.

En este sentido, Méndez de Vigo ha dicho que uno de los “objetivos principales de la educación es transmitir, entre todos, valores que formen ciudadanos libres y capaces de colaborar en la mejora de la convivencia democrática de nuestra sociedad”. “Y aunque es cierto que la escuela es el lugar donde nuestros hijos pasan gran parte de su tiempo en los primeros años de vida, -ha dicho- también es imprescindible que las familias, como lo hizo la de Abel, colaboren y desempeñen un papel activo en la promoción de estos valores imprescindibles en la sociedad actual”.

Tenemos la responsabilidad de enseñar a nuestros jóvenes a comportarse y convivir con libertad y responsabilidad, de una manera cooperativa, solidaria e interdependiente”, añadió el ministro.

Íñigo Méndez de Vigo se ha referido en sus palabras a la tarea del profesorado, “a la que debemos poner en valor, entre otras cosas, hablando de autoridad del profesor, del maestro o del docente”.

Antes de terminar, el ministro ha recordado que “entre todos hay que trabajar para sacar adelante medidas necesarias para la mejora de la convivencia, entre ellas, que cada centro elabore un plan que contemple toda una serie de normas y pautas para fomentar la igualdad, la erradicación de la violencia, el desarrollo de habilidades para la identificación y el rechazo de los estereotipos”.

De ahí que haya recalcado que junto con las Comunidades Autónomas se han creado en el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte dos grupos de trabajo: “Uno de ellos para la prevención de la violencia en las aulas, como ya anunciamos en la última reunión de la Conferencia Sectorial de Educación. Y otro para la reactivación de la actividad del antiguo Observatorio Estatal de la Convivencia Escolar”.



Búsqueda por fechas
hasta

NOTICIAS MÁS LEIDAS